viernes, noviembre 11, 2016

Por qué lo llaman amor cuando quieren decir sexo

No quiero amor, no lo busco.
No quiero que me quieran. Prefiero el deseo, al que acabo de subir al podium de las sensaciones vitales.
No quiero una relación, a menos que sea sexual.
Me he quedado vacía, tengo que poco que dar, pero estoy absolutamente dispuesta a llenarme, a que me llenes efímeramente de oxitocina, esa que segregamos al "hacer el amor".
No tengo nada que pedirte, excepto una cosa, vete con quien quieras, acuéstate con quién te plazca, no me importa, pero cuando estés conmigo, que no haya nadie más, que todos tus sentidos se centren en mí y despierten a los míos, empótrame contra la pared, bésame como si me fueras a arrancar el labio, aprieta tu cuerpo contra el mío y conviérteme en la única.
Hazme creer que soy especial mientras dure el encuentro, es lo máximo que voy a tolerar que me quieras... seas quien seas.

2 comentarios:

Arcoiris dijo...

Si fuese asi de sencillo todas lo dariamos todo.. nos desnudariamos ante el deseo.. las ganas de comerte literalmente a alguien.. quizá todas las personas querriamos eso, sin ataduras, sin sentimientos ... pura pasion, puro sexo..pero si esos momentos de pasion encajan a la perfeccion.. empiezas a cometer el error de enamorarte y ahi ya volveriamos a equivocarnos y nos quedariamos desnudas ante el peligro o quien sabe.. ante el amor.

Arcoiris dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.