Parole, parole

Letras, vocablos, palabras...

Hay gente que trata muy bien a las letras.

Resulta que hoy me doy cuenta que el arte de escribir es como el de cocinar. En teoría, todos podemos hacerlo, pero no a todos nos sale bien.
Siempre me ha resultado curioso el por qué con los mismos ingredientes, el mismo tiempo y la misma dedicación, hay personas que consiguen un plato delicioso y otras no.
Llámalo toque personal o don...

Pues con las palabras pasa igual.
Hay personas que consiguen cocinar un caldo estupendo de palabras que todos conocemos, pero consiguen que suenen, armonicen y expresen más que lo que otros podemos hacer.
Llámalo toque personal o don...

Comentarios

Entradas populares